Cavatorta: “Ya pedimos baños, ahora hicimos un Plan de seguridad para calle San Luis”

El Concejal Lisandro Cavatorta propuso en el Concejo un Plan Integral de Control y Seguridad para el Centro Comercial de Calle San Luis.

Hace poco volvió a discutirse el tema de la venta ambulante en Calle San Luis. Al respecto, el concejal fue claro: “no se trata de armar una guerra entre vendedores ambulantes y comerciantes. Ya bastante violencia hay en la ciudad. Se trata de hacer cumplir las ordenanzas vigentes. Y la venta ambulante no está permitida sin autorización municipal, más si compite con los comercios de la cuadra. Hay pedidos de informes del Concejo al Municipio para tener más información sobre cuantos permisos hay otorgados en la actualidad. Pero si no hay control y seguridad, por más buena que sea la norma, no se siente en la calle y no ordena la situación. Para controlar y hacer cumplir las normas hay que tener un plan, y es eso lo que presentamos en el Concejo”,- señaló Cavatorta.

Después de haberse aprobado por unanimidad el proyecto de instalación de baños públicos, ahora el Concejal Lisandro Cavatorta presentó un proyecto para que se elabore un Plan Integral de Control y Seguridad a lo largo del Centro Comercial Calle San Luis.

“Es algo que tomamos de los propios comerciantes. No es lo mismo planificar la seguridad para un barrio que para un centro comercial. En calle San Luis, a diferencia de la Peatonal Córdoba, la gente va más a comprar y menos a pasear, es mucho más marcada la diferencia entre la mañana y la tarde. Por las ventas mayoristas, recibe muchos clientes de localidades vecinas, tiene compras en volúmenes más grandes, tiene veredas y calle con vehículos y más puestos callejeros de venta ambulante, entre otras características propias”.- indicó Cavatorta.

El proyecto en cuestión propone que el Plan contemple, entre otros aspectos, la instalación e implementación de tecnologías aplicadas a la seguridad, principalmente sistemas de video-vigilancia, la planificación y realización de operativos conjuntos entre los diferentes niveles del Estado de forma permanente, que los agentes policiales y de control tengan proximidad con los comerciantes y que no haya rotación de agentes, patrullajes en motos e intensificados en horas pico, la creación de un Consejo Consultivo integrado por los comercios, instituciones y organizaciones y la instalación de un centro de monitoreo específico, especializado y coordinado con el CIOR y el 911.

“Los que trabajan en calle San Luis, los que tienen su comercio ahí, tienen que conocer al agente de control y al policía que ve cruzar todos los días por el frente de su negocio. El delincuente o el que está cometiendo una falta al Código de Convivencia, tiene que saber que su cara está siendo filmada y grabada. Y el cliente tiene que levantar la cabeza y ver a un agente de control, a un agente de tránsito o a un policía cerca para acudir ante cualquier problema. No es tán difícil, es una calle, de Moreno a San Martín. Es lo que piden los que trabajan y van a comprar ahí. Tenemos que tener un Centro de Monitoreo específico en el lugar. La Plaza Sarmiento es un espacio ideal para esto. Miremos a Buenos Aires, tienen un centro de monitoreo con más de 300 cámaras en Diagonal Norte, enfrente de la 9 de Julio y al Obelisco”.

Calle San Luis es hoy el centro comercial mayorista más grande de Santa Fe, a la vez que cuenta con una importante actividad minorista. Es un espacio donde a diario transitan miles de personas. En su extensión, se encuentran Plaza Sarmiento y Plaza Montenegro, con paradas de colectivos tanto urbanos como interurbanos, por lo cual también es un lugar de recepción para quienes llegan desde ciudades cercanas a Rosario. De allí también la importancia del proyecto de construcción de baños públicos que recientemente presentó el Concejal Cavatorta, y que tuvo el consenso de comerciantes, trabajadores y vecinos.

“Cuidar calle San Luis no es solamente cuidar al centro comercial mayorista más importante de la región, es preservar la mezcla de culturas, costumbres, religiones y clases sociales. Árabes y judíos se instalaron en esa calle y convivieron en paz y respeto desde siempre, con su telas primero y, a través de nuevas generaciones, sumando otros rubros. Hay que proteger todo eso porque es parte de la historia de Rosario, de los inmigrantes que hicieron grande al comercio de nuestra ciudad”- sumó el Presidente del Bloque Justicialista del Concejo.

“El mayor flagelo hoy para los centros comerciales de la ciudad es, por un lado, la situación económica y, por el otro, el problema de la seguridad. Es ahí donde el gobierno provincial y el gobierno municipal tienen mucho para aportar. Creemos que la seguridad se hace en el territorio, conociéndolo, con operativos planificados y sostenidos en el tiempo. El año pasado propusimos un Plan Integral de Control y Seguridad para el Parque Independencia, pero no pensándolo desde una oficina cerrada. Escuchamos los reclamos de los vecinos y las organizaciones, vimos la dinámica del lugar, los problemas que tenían, y se generó un Consejo Consultivo para que estas voces tengan más fuerza. ¿Qué mejor forma de tener información de primera mano que escuchando a quienes todos los días están en el lugar?”.

Según indicó Cavatorta, el Plan de calle San Luis es el primero y van a continuar por otros centros comerciales de la ciudad.

“Planificar la seguridad y el control para un determinado territorio es la manera de ser más eficientes en cuidar a la gente y hacer cumplir las ordenanzas. Calle San Luis es un mundo en una calle, y merece un trabajo más profesional y coordinado para evitar la competencia desleal, cuidar los puestos de trabajo en momentos tán complicados como el que vivimos y contribuir a la seguridad de quienes van a tomar el colectivo, venden, compran o trabajan en uno de los centro comerciales mayoristas más importantes del país”, concluyó el concejal Lisandro Cavatorta

About Post Author