“La solución no es cerrar la exportación, ya vimos la tragedia que significó esta medida en 2006”

El radical Juan Cruz Cándido pidió rever la medida que afectará no solo a los productores locales sino también el precio en las góndolas y repercutirá en las cuentas nacionales por la merma en el ingreso de divisas.

Tras el anuncio del gobierno nacional del cierre de exportaciones de carne, el legislador Juan Cruz “Cacu” Cándido, integrante del Bloque UCR que lidera Maximiliano Pullaro, se expresó en contra y pidió al gobierno nacional que revea la medida, la cual lejos de ser innovadora tuvo graves consecuencias para el sector en el año 2006. Además pidió al gobernador Perotti que convoque “a todos los partidos políticos, fuerzas productivas y del trabajo” para pedirle al Presidente que revea la medida, “como hizo Binner en el conflicto por la 125”. Además advirtió que el cierre de exportaciones podría generar aumentos de precios y consecuencias negativas en las cuentas nacionales.

Según manifestó Cándido “el cierre de exportaciones de la carne lejos de garantizar una baja de precios, termina poniendo en riesgo miles de fuentes de trabajo tanto de la producción primaria como de la industria” y agregó que la medida implementada en 2006 – que se extendió por 10 años – significó una gran tragedia para el sector porque “no solo provocó aumentos sostenidos sino que además generó la perdida de millones de cabezas ganado y de miles de empleos por el cierre de frigoríficos dedicados a la exportación”.

Además sostuvo que “esta medida pone en alerta no solo a los productores ganaderos, genera incertidumbre a los miles de trabajadores de la industria de la carne, a los miles de carniceros, pequeños comerciantes y a los consumidores. En una provincia como la nuestra, que es la 2° provincia con más cabezas de ganado y con muchos frigoríficos entre los principales exportadores, no podemos permitir que se pongan en peligro puestos de trabajo que son valiosos y que cumplen un rol fundamental en la generación divisas”.

Según se manifestaron distintos analistas económicos, el cierre de las exportaciones durante 30 días va a generar la perdida de unos 250 millones de dólares, dólares que escasean en el país y que terminan resultando necesarios para mover la economía nacional.

Respecto del impacto final de la medida, tras consultar con distintos referentes de la producción ganadera, Cándido señaló que “lo que nos transmiten es que la medida no va a lograr reducir los precios de la góndola, por el contrario y como ya se vio en 2006, podría generar el efecto contrario ya que genera reducción de stock y achicamiento de la oferta. No solo agravara el problema que se pretende solucionar, sino que perjudicara a cientos de miles de trabajadores de la cadena cárnica que aun en este contexto de pandemia siguen trabajando”.

Por último le habló al gobernador Omar Perotti: “Gobernador, no alcanza con un tweet, convóquenos a todos los partidos políticos, fuerzas productivas y del trabajo, y lo acompañaremos a plantearle al Presidente la necesidad de revisar esta medida, tal como hizo Binner en el conflicto de la 125″.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.