Provincia Detiene Obras de Loteos en la Represa del Ludueña por Irregularidades Ambientales

En un contundente paso hacia la protección ambiental, el gobernador Maximiliano Pullaro firmó un decreto que ordena la paralización de dos obras de loteos en la zona del embalse y reserva de la represa del Ludueña, ubicada en la localidad de Funes. La decisión se basa en graves irregularidades, destacando la ausencia de estudios de impacto ambiental, esenciales para garantizar que la construcción no supone un riesgo en una zona inundable.

Irregularidades Detectadas

Los emprendimientos afectados son Damfield, situado al sur de Funes, y La Reserva, ubicado en las proximidades de la reserva San Jorge. Según las inspecciones realizadas por los ministerios de Ambiente y Cambio Climático y de Obras Públicas, ambas obras comenzaron sin contar con los estudios de impacto ambiental y certificados hídricos necesarios. A pesar de haber sido intimados previamente a detener las obras, los desarrolladores no cumplieron, lo que llevó a la clausura.

Investigaciones y Acciones Judiciales

El decreto, firmado por todos los miembros del gabinete provincial, instruye a los fiscales para que evalúen la pertinencia de iniciar acciones judiciales contra los responsables y cómo se comercializaban estos terrenos. Además, el informe de la Subsecretaría de Planificación Hídrica advierte sobre una serie de irregularidades que, de no ser atendidas, podrían ocasionar graves daños ambientales.

Antecedentes y Trámites

La gestión anterior del gobernador Omar Perotti ya había establecido que no se daría conformidad para construcciones en el área de embalse hasta que el Instituto Nacional del Agua (INA) determinara su factibilidad. Este informe se presentará la próxima semana.

Para iniciar un desarrollo urbano, es fundamental obtener la habilitación municipal y luego una serie de autorizaciones provinciales, comenzando por el certificado de Recursos Hídricos y, finalmente, la aprobación del estudio de impacto ambiental por parte del Ministerio de Medio Ambiente. Sin estos permisos, cualquier construcción es ilegal.

Reacciones y Futuro

El grupo inversor de Damfield ha manifestado su frustración por las demoras en la aprobación de trámites, argumentando que estas complicaciones técnicas los obligaron a activar las obras. No obstante, la ley es clara: sin autorización de Medio Ambiente, no se pueden iniciar las construcciones. En el caso de La Reserva, el desarrollador ni siquiera había iniciado los trámites necesarios.

El ministro de Ambiente, Enrique Estévez, afirmó que estas medidas son esenciales para prevenir futuros inconvenientes hídricos. El decreto también ordena la comunicación de esta decisión a diversas entidades y municipios para asegurar su cumplimiento y conocimiento.

La paralización de estas obras subraya la firme postura del gobierno provincial contra las irregularidades ambientales, estableciendo un precedente importante para la protección de áreas vulnerables en Santa Fe.

About Post Author